la señora cerveza

la-senora-cerveza
Quien consume droga sabe de nigromancia.
Baila moviendo sus cuerdas de títere
manipulado por una extremidad con párkinson.
Sabe del pensamiento socrático, sabe de geografía,
sabe del amor.
Se quita el cerrojo a sus puertas
tomando prestado un ataúd de aire
para practicar su muerte con estoicismo.

Pero la cerveza es una señora.
La mano de vidrio que la amolda
es una palma deteniendo un seno con cariño.
Costilla de adán que no habla
pero llena de espuma su entre pierna.
Se calienta con un roce de nudillos en las rodillas.
Esperando que mires un instante
su corazón en el fondo del cristal.

Señora amarilla de rubor invariable.
Me casé al civil con usted tras mi primer sorbo.
Desnuda del corsé de tierra me diste tus pechos.
Bendita seas entre todas las industrias
por conducirte hasta mi boca.

Aunque los celos se te vengan de golpe
Aunque tu periodo nos enfade cada veintiocho grados
Y la caricia de tu ley seca la escondas tras un puño
Y aunque eres bisexual nos perteneces.

Tu resaca es un enfermizo mal de amores.
Una isla que parte de nuestro planeta
Cada día debemos nadar más para alcanzarte.
Aunque mi hígado ya no sea un barco sino un remo
te amo cada que me besas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s